Cómo disfrutar de las vacaciones

Las vacaciones son parte importante de nuestra vida ya que debemos parar un rato de la rutina y relajarnos para regresar con energía el siguiente ciclo escolar. Es por eso que hoy te traemos algunos consejos para disfrutar estas vacaciones al máximo.

  • A veces creemos que tener un verano ocupado es sinónimo de disfrutar más, está bien tener objetivos y opciones de actividades pero hay que tomarlo todo con calma.
  • Disfrutar de las vacaciones es más fácil si las actividades que realizamos nos cansan físicamente. Normalmente las vacaciones son más necesarias para cambiar el ritmo habitual de vida, que para el descanso físico propiamente.
  • No es necesario tener una hora planeada para dormir, si estás a gusto no es necesario obligarse a ir a la cama a la hora establecida, modifica tus horas de acuerdo a los planes que tienes.
  • Si convives en vacaciones con otras personas intenta que los demás también planteen actividades.  Pueden hacer actividades juntos, para que todos cambien de rutina.
  • Las vacaciones no tienen que ser siempre en la playa o en la montaña. ¿Has pensado en colaborar en alguna actividad social cerca de tu casa?
  • Si coinciden las vacaciones con muertes de personas queridas, permítase tiempo para pensar e incluso para estar triste, pero concédase también realizar actividades que durante un rato le permitan desconectar. El “curso laboral” es largo y es importante romper con el resto del año para no desfondarnos dentro de unos meses.
  • Planifica todo el gasto en un solo día , deja un margen para imprevistos. Estar haciendo cuentas constantemente amarga bastante las vacaciones.
  • Cuidado con los excesos. Beber o comer produce placer, pero excederse puede arruinar las vacaciones.
  • “Vístase de vacaciones”, córtese el pelo, cómprese alguna prenda especial, compre una colonia, todo ayudará a crear buenos recuerdos.
  •  Y sobre todo no olvides que planear tu ciclo escolar con tiempo puede tenerte mas relajada, ya que hacer todos los trabajos y material didáctico días antes de entrar a la escuela suele provocarte más estrés.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *